jueves, 7 de mayo de 2009

Tolkien cabalga de nuevo



J. R. R. Tolkien, ese baúl de inéditos que compite con ese otro caudal de Fernando Pessoa, dejó sin publicar una versión en verso -quinientas estrofas- de la leyenda de Sígurd y Gudrun. Ahora, su hijo Christopher lo ha rescatado y ya se puede comprar en las librerías británicas. Como en el Beowulf de Seamus Heaney, la aliteración está muy presente en esta adaptación tolkieniana del viejo texto. En tanto se traduce o no al español (no es tarea fácil preparar la versión de una versión), por estos pagos tenemos aparte de la obra de arte total de Richard Wagner El anillo del nibelungo, donde se recuenta libremente la historia, las excelentes traducciones rítmicas de Luis Lerate en Edda mayor. Poesía nórdica siglos IX-XIII, donde se recogen los diferentes cantos que componen la leyenda. En uno de éstos, el "Primer canto de Gudrun", Luis Alberto de Cuenca se inspiró para componer ese hermoso poema que es "Gudrúnarkvida".

5 comentarios:

Mithdraug dijo...

La verdad es que cabría pensar si los lectores de este nuevo libro lo harán por su interés intrínseco, o por tratarse única y exclusivamente "de otro libro más" de Tolkien.

No me cabe la menor duda que, viniendo del profesor, y aun tratándose de un escrito que no preparó el mismo para su publicación, tendrá mucho interés, pero con estas publicaciones póstumas siempre queda el tufillo de si el buen Christopher desea seguir compartiendo con nosotros el arte de su señor padre, o simplemente desea hacer caja.

En cualquier caso, y habida cuenta que me gusta Tolkien, habrá que seguir la pista de la traducción. A ver si tarda menos en llegar que la de Las aventuras de Tom Bombadil, por más que finalmente tuviese que venir de la genial y simpar Lista Tolkien.

Saludos.

Jesús Cotta Lobato dijo...

No tenía ni idea yo de ese libro de Tolkien y eso que los tengo todos. Sea bienvenido.

Juan Manuel Macías dijo...

Habrá que echarle un ojo, la cosa pinta muy bien, a pesar de que no suelo comulgar con los "expolios" de Christopher. Y a pesar de todo, aparecen, es verdad, algunas joyas, como la traducción-recreación del Sir Gawain, que me parece hermosísima. Gracias por la noticia.
Un abrazo.

José Manuel Benítez Ariza dijo...

Y estupenda ocasión para releer ese poema de Luis Alberto de Cuenca.

Antonio Rivero Taravillo dijo...

Abrazos a todos, amigos.