sábado, 18 de julio de 2009

¿Mancebo o muchacho?

Terminé hace unos días la traducción de Venus y Adonis, de Shakespeare, y ahora estoy inmerso en el más sombrío, y extenso, La violación de Lucrecia.

Si todo sale bien, este diciembre estará en las librerías. Entre tanto, una pregunta a la que mis discretos lectores sabrán responder, armados de motivos: ¿mejor traducir "muchacho" o "mancebo"? Lo primero hace el texto más contemporáneo, actual, como lo era Shakespeare en su época. Lo segundo lo inserta más en nuestra tradición literaria equivalente, lo hermana al Garcilaso de la égloga tercera.

Aquí lo dejo, primero en inglés y luego en español:


'Witness this primrose bank whereon I lie;           

These forceless flowers like sturdy trees support me;

Two strengthless doves will draw me through the sky,

From morn till night, even where I list to sport me:

Is love so light, sweet boy, and may it be

That thou shouldst think it heavy unto thee?       

“Testigo son las flores en que yazgo:

estas prímulas frágiles sostienen

mi cuerpo igual que árboles robustos;

dos palomas me llevan donde quiero.

¿Tan leve es el amor, dulce muchacho,

que a ti pesado en cambio te parezca?


Me interesa vuestra opinión.

25 comentarios:

Clarissa dijo...

No es por nada, pero esto de mancebo tiene una connotación de hombre joven mantenido por un hombre mayor... aunque quizá sea connotación la que necesitas, no sé...

Antonio Rivero Taravillo dijo...

¡Qué rapidez, Clarissa! Aún estaba yo peleándome con la tipografía de la estrofa en inglés, que al pegarla había quedado inicialmente horrenda, y ya estabas tú escribiendo el comentario! Muchas gracias. E invito a participar a otros. La poesía no puede ser democrática o por referéndum, pero las opiniones cuentan. Y mucho.

Antonio Serrano Cueto dijo...

Yo dejaría "muchacho", porque "mancebo" tiene en muchos lugares otra connotación distinta a la que dice Clarissa: mozo sin cualificación profesional que trabaja en un establecimiento, por ejemplo, un ultramarinos. Un abrazo.

Enrique Baltanás dijo...

Yo tb me inclino por muchacho, lo de mancebo suena redicho hoy en día.
Para los 2 vv finales propongo esta otra solución:

Tan leve es el amor, dulce muchacho,
¿y a ti, en cambio,pesado te parece?

Antonio Serrano Cueto dijo...

Entro de nuevo. Creo que la "y" que propone Enrique al principio del último verso es mejor, porque "tan"... "que" se entiende como una consecutiva, lo cual no tiene mucho sentido. Con la copulativa queda mejor también "en cambio" y el presente "parece". Otra propuesta para el último verso:

"y a ti gravoso, en cambio, te resulta".

FELIPE BENÍTEZ REYES dijo...

Me gusta la propuesta de E. Baltanás. Otra opción:

"Si es tan leve el amor,tierno zagal, / ¿cómo a ti te resulta tan gran carga?"

Es verdad que lo de "mancebo" hace que te venga de inmediato a la cabeza la palabra "botica".

"Zagal" suena arcaico (aunque recuerdo que, cuando yo era niño, aún se utilizaba... seguramente porque ya soy un poco arcaico), pero creo que la traducción lo admite sin resultar arcaizante.

sergio astorga dijo...

Antonio, para evitar que el mancebo tenga inclinaciones de mancebía prefiero muchacho. Si no te incomoda el imberbe comentario.
Abrazos.
Sergio Astorga

Terasmus dijo...

Mejor muchacho.

Javier Sánchez Menéndez dijo...

Muchacho es muy correcto.

Anónimo dijo...

Encuentro "mancebo" demasiado arcaizante. De todos modos, las connotaciones que se han citado (un muchacho subordinado a un adulto) no son las únicas. Mancebo también era el aprendiz de botica. En cualquier caso es una palabra que hoy dice muy poco. "Muchacho" es actual y comprensible y no traiciona el espíritu de la época. Por cierto, que me juego algo a que el último poeta que utilizó "mancebo" sin complejos fue Cernuda. ¿Verdad?
Un saludo cordial:
JLP

José Miguel Ridao dijo...

Yo elegiría muchacho, sin duda. Me permito dejar una traducción alternativa:

Que sean testigo estas frágiles prímulas
que me aguantan cual árboles robustos;
me llevarán dos gráciles palomas
del día a la noche, donde esté el placer;

Un saludo.
¿si es tan leve el amor, dulce muchacho,
cómo es que a ti pesado te parece?

Jesús Cotta Lobato dijo...

Dado que la palabra "boy" parece que suena en inglés actual tan común como en el de la época de Shakespeare, yo dejaría "muchacho", pero si lo que uno desea es que el texto en español suene a español de la época de Shakespeare igual que a un inglés ese texto le suena a otra época, no está tan mal usar "mancebo", que es lo que decían nuestros poetas. Un abrazo.

Christian dijo...

Muchacho. Y me encanta la aspereza de los dos últimos versos. Es así. Es Shakespeare. Yo no tocaría nada.

Sara dijo...

Me gusta la traducción alternativa que propone Jose Miguel, sobre todo para los versos "Two strengthless doves will draw me through the sky/ From morn till night, even where I list to sport me"

Antonio Rivero Taravillo dijo...

Gracias a todos. Son juicios muy valiosos, incluidas las alternativas no pedidas (y por eso agradecidas doblemente). Mañana o pasado pondré en claro en una nueva entrada lo que me habéis aportado en este asunto. Entretanto, todavía -y siempre- son bienvenidos los comentarios.

José Manuel Benítez Ariza dijo...

Aunque tarde, me inclino por muchacho, aunque me conmueve lo de "zagal", todavía vigente en buena parte de Andalucía. Un abrazo.

Anónimo dijo...

Más bien mozo, aunque no encaja en el verso.

Juan Manuel Macías dijo...

Yo también dejaría "muchacho". Parece que la palabra "boy" es bastante neutra y no tiene sabor arcaico en inglés actual. No creo que sea el mejor momento para arcaizar. Otra cosa es cómo traduciría un anglosajón el término "mancebo", que a nuestros oídos es más chocante.

Tu traducción, por otra parte, espléndida. Me lo apunto para dicienmbre. Un abrazo.

Sara dijo...

Si me permites este otro comentario, Antonio, creo que "muchacho" es más coherente con el resto de esta traducción, en la que utilizas un castellano vigente para traducir arcaismos de la lengua de Shakespeare.

Manuel G. dijo...

A mi el contexto me habla de un "boy" muy cariñoso. "Muchacho" me suena algo más despegado, aunque es difícil otra opción.

¿Dulce Chiquillo?

¿Dulce chico?

¿Dulce jovenzuelo?

¿Dulce criatura?

Para arcaico: "doncel".

En fin, por ampliar posibilidades...

Seán dijo...

A hAintaine,

The first occurrence of the word 'Witness' is in the imperative--an exhortation to the addressee/reader to witness and see these flowers etc. However, it seems to me that this has been dropped in the translation.

Le gach dea ghuí,

Seán

Anónimo dijo...

Perdona, Manuel, pero chiquillo suena a niño muy pequeño al que se le hace poco caso, chico al de los recados, jovenzuelo a un muchacho algo pasao de rosca (es despectivo), criatura puede ser también una chica y doncel es tan arcaizante como mancebo y suena a paje y a editorial franquista. Con "muchacho" nos entendemos todos y es acorde con la época.
Saludos cordiales:
JLP

Alberich dijo...

"Muchacho".
No tengo sesudas razones que darte....sólo tengo como crédito la bibliofilia que ya sabes que padezco.

Un abrazo.

Antonio Rivero Taravillo dijo...

Venció el muchacho. Lo comento en una nueva entrada.

Manuel G. dijo...

JLP, comprendo que te resuenen así esas palabras, pero creo que según estilos de traducción, podrían encajar "chiquillo" o "chico", quizás en traducciones que no fueran altisonantes, sino más modernas y coloquiales.

Menos mal que no he mencionado "chaval"... o mejor "dulce chavalito"...jeje

Le preguntaría a Antonio...¿cabría con las traducciones de poesía antigua el recurso, según elección, a no hacerlas siempre altisonantes?