jueves, 4 de noviembre de 2010

Salambó

Salambó, por Gaston Bussière


En mi infancia remota, casi contemporánea de los hechos admirados, cómo amaba las armas, las batallas, las guerras púnicas y otras en que desangrar la imaginación. Luego, en la juventud, cómo el mundo de Cartago me fue devuelto por los versos de Juan Eduardo Cirlot, ese raro que colinda con todos los raros que uno lleva dentro. Ahora, el adulto, editor febril, ha preparado este Salambó que ya sale a la palestra, prologado por un poeta cirlotiano y amante de la Antigüedad, Julio Martínez Mesanza, que ha sido además varios años director del Instituto Cervantes en Túnez, ciudad tan próxima a las ruinas de Cartago.

En los próximos días, Paréntesis publicará una segunda novela de Flaubert: La educación sentimental, con prólogo de Adolfo García Ortega.