sábado, 22 de enero de 2011

La afición del viudo




LA AFICIÓN DEL VIUDO


Sellos de colorines, graves sellos

a una tinta tan sólo,

con trajes regionales de la patria,

con aves y científicos de remotas fronteras;

cirílicos, hebreos y latinos,

en céntimos, peniques o florines.


Un álbum en lugar del otro álbum

de las fotos con ella.


Las pinzas, los catálogos, la lupa

mirando lo cercano para olvidar lo ido,

las líneas dentadas de un torpe engranaje

que retrasa la hora de meterse

solo en la cama, más vasta y mezquina,

gélida y repetida de su ausencia.

5 comentarios:

José Manuel Gómez Fernández dijo...

Antonio:
Me parece un poema redondo. ¿Me das tu permiso para leerlo en mis clases? Un abrazo mercurial.

Antonio Rivero Taravillo dijo...

Querido José Manuel: ¿cómo no darte ese permiso, con mi agradecimiento? Me mociona que puedas leerlo en tus clases.

Un fuerte abrazo.

Antonio Martínez Rodríguez dijo...

Hola Antonio soy un niño de las clases de Don José Manuel Gómez y me gustaría decirle que me ha encantado el poema.

Anónimo dijo...

Me llamo Antonio Martínez Rodríguez y estoy en la clase 1ºE de Don José Manuel Gómez y me gustaría decirle que me ha encantado su poesía.

Antonio Rivero Taravillo dijo...

¡Muchas gracias, Antonio!