miércoles, 31 de octubre de 2012

Togodumnos, un nombre


Tácito nos dejó en su Agricola la historia de la conquista romana de Britannia, con algunos valiosos detalles sobre los caudillos autóctonos. Mi amigo Daniel López-Cañete, catedrático de latín de la Universidad de Sevilla, ultima una edición de la obra de Tácito y, por medio de una consulta que me hace sobre un nombre celta, sin él saberlo me invita a una excursión por aquel siglo primero de nuestra era. Llevado por su pregunta se me ha pegado a las botas del magín un barro inglés de bastante antes que existiera Inglaterra. Releo a J. Rhys, repaso mis nociones de britónico, que sirven de poco para esta época anterior. Entre humaredas, lucho denodadamente; un yelmo que me queda grande me tapa los ojos.

Togodumnos, o Togidumnos, el objeto de la pesquisa, se trata de un nombre compuesto. Se entiende que es la forma recta de Cogidumnos (Agricola, 14.2). Hay una losa de mármol hallada en la bella Chichester en la que se lee [Co]gidubnus. Ti(beri) Claud(i) [To]gidubni r[eg(is) m]agni. La información se halla en R. G. Collingwood, R. P. Wright, The Roman Inscriptions of Britain. I Inscriptions on Stone (Oxford, 1965), pág. 91, y en la revista Britannia, 10 (1979) págs. 243-254.
Según Paul Russell (del Departmento  de Anglosajón, Nórdico y Céltico de la Universidad de Cambridge) y Alex Mullen (de ese colegio de Todas las Almas tan de Julián Marías, de la Universidad de Oxford), su etimología sería la siguiente, tal como registran en la base de datos Celtic Personal Names of Roman Britain:

togi- “Hacha, arco”, X. Delamarre, Dictionnaire de la Langue Gauloise, (Paris, 2001, 2ª ed.), pág. 299; s. n. touga,  K. H. Schmidt, Die Komposition in gallischen Personennamen (Tubinga, 1957), pág. 279, y B. Lörincz, F. Redö, et al., Onomasticon Provinciarum Europae Latinarum (Budapest y Viena, 1994–2002), vol. iv, pág. 126.

dubno- “profundo, subterráneo, infernal”, X. Delamarre, Dictionnaire de la Langue Gauloise, (Paris, 2001, 2ª ed.), págs. 151-152; D. E. Evans, Gaulish Personal Names (Oxford, 1967), págs. 196-197; S. Ziegler, Die Sprache der altirischen Ogam-Inschriften (Göttingen, 1994), pág. 193; P. Sims-Williams, Ancient Celtic Place-Names in Europe and Asia Minor, Publications of the Philological Society, 39 (Oxford, 2006), págs. 72-73; B. Lörincz, F. Redö, et al., Onomasticon Provinciarum Europae Latinarum (Budapest y Viena, 1994–2002), vol. ii, págs. 110-111; X. Delamarre, Noms de Personnes Celtiques dans l'Épigraphie Classique, (París, 2007), pág. 220.

Llueve. Me preparo una taza de té. Llaman a la puerta. Entran un señor con pipa, oxoniense, y un porteño ciego. Los abrazo.