jueves, 16 de abril de 2015

Héctor Hernández Montecinos sobre la poesía




Coincidí con él en Cádiz, en el II Festival Iberoamericano de Poesía, dedicado en esta edición a su país, Chile. Compartimos lectura, y luego, al finalizar el almuerzo, intercambiamos libros. En El título de un sueño (Ediciones Liliputienses) reúne una selección de su obra poética, donde la última parte, "Segundas evidencias", reúne un conjunto de reflexiones y aforismos sobre la poesía. Hay de todo, naturalmente, y cada cual suscribirá unos y sentirá menos entusiasmo ante otros. Me han gustado mucho algunos de ellos. Por ejemplo, este apunte: "La poesía ve ruinas donde el mundo ve monumentos." O este otro: "Los lectores crean el libro que leen."
     Cómo no asentir a esta aparente paradoja: "Hay muchos poetas, pero pocos poetas." Una de las cualidades necesarias de esos pocos es la que recoge otro de los pensamientos de Hernández Montecinos: "Un poeta ignorante no es el que no sabe escribir sino el que no escucha." Cómo no mostrar también acuerdo ante esta otra idea, que refrenda la experiencia: "Los malos poemas jamás se olvidan."