domingo, 28 de febrero de 2016

"Carencias", de Esteban Martínez Serra





Poemas en prosa, muy hermosos, con atención a lo pequeño, los de este libro, Carencias. Esteban Martínez Serra ha compuesto una más que recomendable colección de miradas a gorriones y abejas, a niños, a jabatos y potrillos, no desde la contemplación idilíca, sino desde la constatación del conflicto, de los filos y límites. También observa, y a da cuenta, de esos otros animales, los poetas. En el texto que abre la segunda parte del volumen, escribe: 

"La voz del poeta es la mueca torcida del frutero cuando le sorprende la acidez de la pulpa. La mirada del poeta está en el desaire de las pieles opacas y rugosas, no en las amables transparencias, en los destellos fabulosos. Su oído es obstinado porque desoye con gran atención el canto de la Sibila tanto como se desoye a sí mismo, descreído al fin. El poeta, en su mejor versión, utiliza la palabra como un órgano para ver, oír y poder vender luego -con algo de entereza y apariencia de honestidad- la fruta más amarga."

No hay comentarios: