domingo, 25 de mayo de 2008

Un poema de Freneau



Viene hoy al blog la antología de primeros poetas norteamericanos que publiqué hace un par de años en la editorial Mono Azul, que, como suele decirse, está disponible "sólo en las mejores librerías". Son siete los poetas recogidos, y entre ellos se incluye a Phillip Freneau, del que me apetece incluir aquí este hermoso poema, lo primero que traduje de él (en el libro hay varios poemas más, de tono bien distinto). Ya se sabe que me gusta la épica (esa musa de la elegía).



EN RECUERDO DE LOS VALEROSOS AMERICANOS
QUE A LAS ÓRDENES DEL GENERAL GREENE, EN CAROLINA DEL SUR, CAYERON EN LA ACCIÓN DEL 8 DE SEPTIEMBRE DE 1781


En Eutaw Springs murieron los valientes;
el polvo cubre ahora sus cadáveres;
verted, fuentes, vuestro llanto que anega.
¡Cuántos héroes no volverán ya nunca!

Si en medio de esta ruina desastrosa,
una lágrima aún pueden robarnos,
golpead vuestros pechos y decid:
“los amigos de la libertad aquí dormitan”.

Tú, que huellas el llano ensangrentado,
si el bien urge a tu pecho generoso,
suspira por el fin de este bucólico
reino de los pastores que reposan.

Adorna sus humildes sepulturas,
también puedes caer y pedir lágrimas.
La belleza del alba no asegura
que sea clara la tarde tras de ella.

Vieron la aflicción de su herida patria;
el pueblo en llamas y arrasado el campo;
corrieron a enfrentarse al enemigo;
empuñaron la lanza, no el escudo.

Guiados por tu invicto genio, Greene,
hicieron escapar a los ingleses;
ninguno divisó la cruel llanura,
ninguno lamentó el ir a la muerte.

Mas igual que los partos afamados
que, escapando, sus flechas arrojaban,
los desviados ingleses, atrevidos,
se marcharon, matando en retirada.

Descanse en paz nuestra patriota hueste:
expulsados del límite del mundo,
ojalá encuentren tierras más dichosas
y un sol que para ellos mejor brille.


PHILIP FRENAU

3 comentarios:

Albe dijo...

Lo tengo.Y dedicado
;)

TOMÁS dijo...

Antonio, ¿qué consideras tú buenas librerías a estas alturas? ¿Existen? Saludos.
http://tropicodelamancha.blogspot.com

Antonio Rivero Taravillo dijo...

Ah, Tomás. Buena pregunta. Yo creo que sigue habiendo buenas librerías. No querría dar nombres para no molestar a nadie. Pero prometo dedicar a esto una próxima entrada.